Cerrar
ONG Senegal | Sonrisas de Gandiol
Entre lo visible y lo invisible
27 Agosto 2014 ► VERANO 2014
Mis días en Gandiol discurren entre lo visible y lo invisible, haciendo cosas con el grupo pero también muchas tareas que hay que hacer para preparar las actividades y el funcionamiento general de una casa repleta de tanta gente.
El día de hoy prometía ser más invisible que visible porque tenía la suerte de poder disponer del coche de mi trabajo.

Después de desayunar un poco tarde (en sábado a todos se nos quedan un poco pegadas las sábanas) tuve que trasladar varias ruedas que habíamos conseguido en Saint Louis al terreno. Debería haberme quedado con el equipo de pintura, pero viendo lo bonito que lo estaban dejando todo de color pastel, preferí acompañar a Diaw al mercado. Si aún no habéis estado en el mercado os invito a que dediquéis un tiempo a ir. Los puestos son pequeños y lo que en ellos venden más. Acostumbrados como estamos a mercados repletos de productos, el ver las inestables mesas de madera con 3 o 4 zanahorias, 2 coles y un pequeño saquito de dientes de ajo, te preguntas cómo se puede dar a comer a tanta gente que se ve por el pueblo con tan poco producto. Y es que aquí la gente compra la comida al día. Todos los días alguien de la familia va al mercado y compra un par de pescados, un poquito de aceite en una bolsita, 5 o 6 tomates y media calabaza. Para la comida del día. Y al día siguiente recorrerán los dos kilómetros bajo el sol matador para hacer la misma gestión. Y es que muchas familias no disponen de dinero líquido para comprar provisiones para un par de días.

Hoy hacía mucho calor y el tener coche me permitió echar una mano a las más de 15 mujeres que trabajan estos días para todos nosotros. Es muy importante que nos demos cuenta de todo lo que hay detrás de nuestro bienestar aquí, ya que como habéis visto, cualquier imprevisto se magnifica : la lluvia, el excesivo calor, la falta de transporte, el acceso a muchos productos,... todo dificulta el trabajo normal de estas mujeres. Aprovecho para agradecer de su parte a los que les dedicáis unos minutos a ayudarles con las tareas de casa, sobre todo las chicas Haby, Ndeye Marie y Sokhna pero también Alba ayudando con el mango, Helen dándoles mimos y conversación y el resto, siempre disponibles para recoger o llevar las bandejas.

Al volver al terreno me llevé una gran sorpresa a ver un montón más de ruedas teñidas de rosa chicle y azul cielo... espero que esto ayude a amansar a los niños que se subirán en el nuevo columpio (aún en obras) que les espera. Menos mal que tenemos chicos fuertes en el grupo que han podido cortar y subir los pesados palos para montar la estructura, veremos ahora cómo nos las apañamos para continuar el trabajo y que sea estable... siguiente reto !

La lluvia no perdonó esta bonita mañana y Mamadou y yo aprovechamos para seguir haciendo gestiones : comprar más bridas, coger un montón de nuevos pneumáticos y comprar madera para la puerta. Aunque empapados podemos decir que nos cundió la mañana.

Después de comer más recados, esta vez familiares. Nos fuimos con Mama Khady a un pueblo a unos 10 km a recoger cebollas y otras provisiones. En Africa cada coche suele llevar una o dos personas más de lo que se le permite por normativa. Y este no podía ser menos. Tanto a la ida como a la vuelta fuimos recogiendo amigos y familiares que no contaban con otro medio de transporte. Aunque estabamos inclumpliendo al menos 3 infrancciones, sinceramente no puedes dejar a la gente ahí sabiendo todo el camino que les queda.

A toda prisa nos encontramos con un periodista de Ndar Ndar.com que va a hacer un reportaje sobre el campamento y nos lo llevamos a la escuela para que vea lo dinámico que es nuestro grupo y lo bien que se lo pasan los niños y niñas de Gandiol! Un respiro, y por fín me puedo incorporar a la parte « visible » y disfrutar de lo bonito de este proyecto. Gracias Nuria por la super organización de las actividades infantiles y hoy en especial a Sara que se sacó de la manga un juego muy original y divertido para promover la higiene bucal. Y gracias a todos por dejarme meter la cabecita en vuestros grupos a cada rato y jugar con los peques un ratito, es lo que me da vidilla en estos días!

La verdad es que me parece que estamos funcionando muy bien y que somos un equipazo. Me apetecía compartir con vosotros un poco de este mundo invisible que a veces es complicado pero que lo hacemos con toda la ilusión para intentar que todos nos lo pasemos bien.

¡Disfrutad mucho de cada minuto!

Laura Feal
Senegal | Gandiol

Agenda de conferencias

Senegal | Gandiol

El libro 3052

Libro Proyecto 3052 3052 persiguiendo un sueño es el libro que está haciendo posible mi sueño. Gracias a el se han impulsado proyectos en Gandiol, el pueblo natal de Mamadou Dia autor y fundador de la ONG. El libro cuenta la historia de su viaje. Salió de su país, el 11 de Mayo de 2006 para alcanzar la tierra española por medio de un cayuco. Un viaje de 8 días, una aventura llena de peligros y de aprendizajes en busca de una vida mejor.
Comparte la ONG en las redes sociales:

ONG en FacebookONG en TwiterONG en Google+ONG en Linkedin

Hahatay son risas de Gandiol © 2017

ONG Hahatay

Hahatay, son risas de Gandiol es un Ong que trabaja en la cooperación. Nuestro organización hace también un gran trabajo de denuncia sobre las políticas occidentales que violan los derechos humanos de los inmigrantes. A través del voluntario internacional y la participación juvenil queremos promover acciones para el desarrollo sostenible del pueblo de Gandiol, situado en Saint-Louis, la región del norte de Senegal.
Powered by Arismanwebs - Diseño Web